1º de Reyes 3:26

Lectura del libro de 1º de Reyes 3:26

Entonces la mujer de quien era el hijo vivo, habló al rey (porque sus entrañas se le conmovieron por su hijo), y dijo: ¡Ah, señor mío! dad a ésta el niño vivo, y no lo matéis. Mas la otra dijo: Ni a mí ni a ti; partidlo.

1º de Reyes 3:26

 
Toda lectura de cualquier capítulo o versículo, en este caso el versículo 26 del capítulo 3 de 1º de Reyes perteneciente al Antiguo Testamento, nos permitirá que conocer mejor Palabra de Dios, su significado, y lo que es más importante, ser educados por la Palabra y Gracia de Dios.
 
Si deseas conocer algún texto sagrado específico, por ejemplo 1º de Reyes 3:26, puedes realizarlo mediante nuestra web en la que te ofrecemos La Biblia Online para que puedas consultar la Palabra del Señor de forma sencilla y desde cualquier parte del mundo. No obstante, también te ofrecemos la posibilidad de obtener La Biblia en formato papel.

Comprar Biblia

 1º de Reyes 3:26